El precio de la materia prima para elaborar yerba mate volverá a definirse a través de un laudo de Nación

yerba mate

Los productores pretendían llegar a un acuerdo que oficialice los valores que se están pagando en el mercado por la hoja verde y la yerba canchada, alrededor de 50% por encima de los precios oficiales, mientras que la molinería exige que Nación los autorice a incrementar los precios a salida de molino. No hubo acuerdo en el directorio del Instituto Nacional de la Yerba Mate (INYM) y los precios para la próxima zafriña serán definidos a través de un laudo de Nación.

 

El directorio del  INYM resolvió esta mañana remitir a Nación la tarea de establecer los precios oficiales para la hoja verde y la yerba mate canchada que regirán durante la próxima zafriña de verano.

 

Los representantes de la producción pretendían llegar a un acuerdo que oficialice los precios que de hecho se están pagando en el mercado, muy superiores a los oficiales. En casi toda la provincia se está pagando más de 30 pesos por kilo de hoja verde, 50% más que el precio oficial establecido en 20 pesos.

 

Teniendo en cuenta las condiciones del mercado y los números que arrojaron las matrices de costos, los productores llegaron a la mesa de negociación del INYM proponiendo un precio de 35 pesos por kilo de hoja verde, pero desde el sector reconocen que 30 pesos también hubiera sido un buen precio.

 

Desde la industria de la yerba mate surgieron planteos porque, afirman, que la regulación gubernamental aplicada a través del programa nacional Precios Máximos les impidió trasladar a los precios del producto elaborado, los fuertes incrementos que se registraron en los precios de la materia prima y actualmente trabajan a pérdida.

 

La combinación de varios factores que provocaron una merma en la producción de los yerbales, mientras que la demanda por el producto elaborado tuvo un leve incremento. Como resultado, la materia prima comenzó a escasear y con el correr de los meses los precios de la hoja verde se fueron elevando.

 

Los industriales pidieron que el Gobierno nacional los autorice a trasladar esos incrementos en la materia prima a los precios del producto elaborado, pero la Nación hasta ahora se viene negando a hacerlo con el argumento de que el Estado viene haciendo un importante esfuerzo al sostener los precios de insumos fundamentales para el sector -como el gasoil- y sosteniendo un dólar barato para los insumos importados, y por lo tanto no se justificaría aplicar un incremento considerable en las góndolas.

 

Yerba mate en manos de la Nación, pero también del mercado

 

La negociación de los precios de la canchada y la hoja verde en el directorio del INYM se venían prolongando a la espera de los resultados de las gestiones para levantar el precio de la yerba a salida de molino, pero a dos meses y medio de que el pedido se hubiera planteado en reunión virtual al ministro de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, y sin que hasta ahora hubiera una respuesta concreta, se dieron por concluidas las negociaciones en el INYM.

 

La definición de los valores de la materia prima y la yerba canchada quedará en manos de un laudo de la Nación, mientras tanto seguirá vigente el precio actual de 20 pesos por kilo de hoja verde y 76 pesos por kilo de yerba mate canchada.

 

Con el Estado nacional teniendo como uno de sus principales objetivos la contención de la inflación, lo más probable es que el precio laudado no se acerque a las pretensiones de los productores, podría autorizar una suba pero difícilmente sea del porcentaje que pretenden el sector privado, sin embargo mientras siga escaseando materia prima, el sector primario tendrá garantizada la continuidad de los buenos precios para la materia prima.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies