Hoy se conmemora el Día Mundial de la Sepsis: ¿Qué es un shock séptico?

Día Mundial de la Sepsis

 

El 13 de septiembre se conmemora el Día Mundial de la Sepsis, una fecha que se creó para concientizar sobre esta enfermedad, muy recurrente, pero, a su vez, bastante desconocida, y así disminuir la cifra de personas fallecidas y afectadas.

 

Según la OMS cada año, aproximadamente, 31 millones de personas sufren un episodio de sepsis, de los cuales, unos 6 millones de personas fallecen.

 

En los países de bajos y medianos ingresos la carga de la sepsis es más elevada y representa una de las causas principales de muerte maternal y neonatal.

 

La sepsis es una enfermedad que ocurre por una reacción anómala ante una respuesta inmunitaria a una infección bacteriana. 

 

Las bacterias provocan una alteración de todos los órganos internos, los cuales se inflaman hasta llegar a un colapso total del organismo, donde la sangre no fluye de forma correcta debido a la falta de oxígeno. Todo esto puede conducir a que la persona sufra daños irreversibles que pueden incluso provocar la muerte.

 

Debido a todos estos cambios, las personas afectadas pueden sufrir una alteración de la presión arterial que afecta al corazón y esto termina desencadenando un shock séptico.

 

¿Qué es un shock séptico?

 

El shock séptico es una afección grave que se produce cuando una infección, en todo el cuerpo, desencadena un nivel presión arterial peligrosamente baja.

El shock séptico ocurre con más frecuencia en las personas de edad muy avanzada y en las muy jóvenes. También puede ocurrir en personas que tienen un sistema inmunitario muy debilitado.

Asimismo, puede ser causado por cualquier tipo de bacteria y en algunas ocasiones, hongos y otros virus.

Las toxinas liberadas por bacterias u hongos pueden causar daño tisular, y esto, a su vez, puede llevar a que se presente presión arterial baja y funcionamiento deficiente de órganos.

El cuerpo tiene una respuesta inflamatoria fuerte a las toxinas que puede contribuir a que se presente daño a órganos.

Conoce la nueva guía para el tratamiento de sepsis y shock séptico

Se trata de una emergencia médica. En la mayoría de los casos, las personas ingresan a la unidad de cuidados intensivos del hospital.

El tratamiento de urgencia puede incluir el uso de respirador, diálisis, medicamentos intravenosos, oxígeno, sedantes, etc.

Los factores de riesgo que predisponen al shock séptico incluyen:

  • Diabetes
  • Enfermedades del aparato genitourinario, el aparato biliaro el aparato digestivo
  • Enfermedades que debilitan el sistema inmunitario, como el sida
  • Sondas permanentes (aquellas que se mantienen en su lugar por períodos extensos, especialmente vías intravenosas y sondas vesicales, al igual que stents de metal o de plástico usadas para el drenaje)
  • Leucemia
  • Uso prolongado de antibióticos
  • Linfoma
  • Infección reciente
  • Cirugía o procedimiento médico reciente
  • Uso reciente o actual de esteroides
  • Trasplante de órgano sólido o médula ósea
Cuidado de hospicio por sepsis/choque séptico | VITAS Healthcare

El shock séptico conlleva un tratamiento de emergencia

 

El shock séptico tiene una alta tasa de mortalidad, que varía dependiendo de la edad, la persona y su salud general, la causa de la infección, la cantidad de órganos que tienen la insuficiencia, al igual que la rapidez y agresividad con que se inicie el tratamiento médico.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies